jueves, 21 de noviembre de 2013

El Lastras es el mejor restaurante de Betanzos.

Hace años que mantengo un ranking con algunos de los mejores restaurantes en Betanzos. Es, como todo, una opinión subjetiva basada en mi percepción de la calidad / atención / precio; por ese orden.

Y, a veces, me da pena mencionarlos pensando que la publicidad pueda hacerles llegar a su nivel de incompetencia. Quiero decir que todo funciona bien hasta que el exceso de clientes pueda hacerles salir de su idílico estado.

Es mi principal temor en relación al Lastras,  un local no muy grande, con una cocina pequeña, en una de las mejores y más bonitas plazas de Betanzos (con sus mesas rústicas, usables en caso de buen tiempo).

Aunque, ciertamente, cuenta con un personal extraordinariamente competente. Y un maestro de los fogones capaz de sacarle un partido extraordinario a su minúscula "sala de máquinas".

La clave gastronómica del Lastras es su materia prima. Ese edificio blanco con ventanas en un arco es el mercado municipal de Betanzos. Sus pescaderías son míticas, gobernadas por esa gente que se va a la lonja cada madrugada para traerse lo mejor. Y de allí se surte el Lastras. Aún más, y por si fuera poco lo anterior, los productos de la huerta son en su mayor parte locales y ecológicos.

Con lo anterior y muchas otras materias comestibles se elaboran cada semana platos auténticamente sorprendentes. Ese entusiasmo por crear siempre algo nuevo y delicioso no lo encontrareis fácilmente en cualquier otro establecimiento. Lo mismo te puedes meter entre pecho y espalda un fresquísimo calamar de kilo y medio que salivar con unas pechugas de pato al más puro estilo chino, un original sushi o una tortilla de mejillones en escabeche absolutamente maravillosa. No hay forma de saber lo que esta maquiavélica mente puede llegar a pergeñar. Bueno, si, es posible seguirle en Facebook y adelantar algo lo que puedas llegar a encontrarte.

Añado algo más, el Lastras ofrece habitualmente un menú muy económico con la misma calidad que sus platos de carta (o, más bien, de pizarra). Su pequeña selección de vinos es más que interesante, con buenas muestras de la viticultura local que, además, acompañan las más de las veces con una tapa generosa o "muestra gratuita" de sus cotidianos inventos.

En suma, pasar por Betanzos y no ir al Lastras es casi como no pasar por Betanzos.

No digo más.

El Lastras está en la calle Quiroga nº 5, en la misma plaza de Fernán Perez de Andrade "o Boo". Justamente frente a las hermosas iglesias de San Francisco y Santa María do Azougue.